En ciertas provincias, como Córdoba, se dictaminó el uso obligatorio de cercos para piletas.

La ordenanza dice:

“Toda pileta de natación de uso privado o particular desde los 10 metros cúbicos deberá contar con un cerco perimetral de contención de 90 centímetros de altura mínima, instalado a una distancia no superior a 2,5 metros desde el borde de la pileta. Deberá contar con una puerta de acceso con cierre seguro e inalterable. El diseño y materiales utilizados para la construcción del cerco deberán preservar la seguridad de las personas”.

Así quedó redactado el texto del proyecto de ordenanza que salió con despacho favorable de la Comisión de Desarrollo Urbano del Concejo Deliberante esta semana. El mismo se convertirá en una modificación del Código de Edificación en las próximas sesiones del cuerpo, con un apoyo unánime.

“No es intención de los concejales invadir la propiedad privada de los ciudadanos. Tampoco inmiscuirse en cuestiones de diseños, estética ni estilos de construcción. No obstante, entendemos que resulta nuestra obligación generar normas edilicias que cooperen con la seguridad de los vecinos. No han sido pocos, a lo largo de la historia, los casos en los que se han producido accidentes en piscinas familiares. La mayoría de estos siniestros, protagonizados generalmente por niños. Estos accidentes pudieron haber sido evitados de contar las piscinas con un cerco perimetral para piletas.

En términos de técnica legislativa, en este caso, se trata de un nuevo capítulo en el Código de Edificación.

Más información: https://www.lavoz.com.ar/ciudadanos/seran-obligatorios-cercos-en-piletas-por-ordenanza

Cualquier duda o inquietud comunicate con nosotros al 0800-2229-7233  o mandanos Whatsapp al 11-6866-0428!

Preguntas Frecuentes
Seguridad en cerco para pileta
Presupuestos
Seguinos en Facebook!